El Gobierno no descarta bajar el sueldo a los funcionarios que no justifiquen la baja

Aprobará este año un plan contra el absentismo laboral, que supone recortar el sueldo de los 90 primeros días de baja

 

El Gobierno va desvelando poco a poco sus cartas para seguir aprentado el cinturón de la economía española con el objetivo de hacer frente al déficit público y poder salir de la crisis. El próximo colectivo que se puede ver amenazado es el de los funcionarios que estén de baja, que no justifiquen su enfermedad y que no se sometan a reconocimientos médicos.

 

El recorte podría afectar al salario de los primeros noventa días de baja, que no se cobrará íntegramente, según se recoge en el Plan de Estabilidad 2012-2105, que el Gobierno ha enviado a Bruselas.

 

En el documento se habla de un «plan contra el abstentismo de los empleados públicos y racionalización de la incapacidad temporal en el régimen de Muface», que se podría aprobar este año. Este plan incluye cambios en «la plenitud retributiva de los primeros noventa días de incapacidad temporal del régimen de Muface; imposibilidad de pago del subsidio por incapacidad temporal y eliminación de la licencia por enfermedad a aquellos funcionarios sometidos a controles médicos con resultado de alta o incomparecencia injustificada a reconocimiento médico; acortamiento de los plazos de expedición y entrega a los órganos de personal de los partes de baja por incapacidad temporal en el régimen de Muface y cambio de cómputos por plazas en el mencionado régimen».

 

A juicio del Gobierno, esta medida tendrá un impacto presupuestario «muy positivo», aunque ahora mismo es difícil de cuantificar. Este impacto positivo también se producirá sobre los gastos de Muface, que comienza a abonar el subsidio por enfermedad a partir del cuarto mes de inicio de la situación de enfermedad, al reformarse los requisitos para el pago de los subsidios y cambiar el cómputo del tiempo de meses a días».

 

Esta es la primera medida de ajuste importante que el Gobierno de Mariano Rajoy ha adoptado con los funcionarios, después de que el Ejecutivo de Zapatero aprobara una bajada de sueldo de este colectivo, que afectaba a una media del cinco por ciento de su salario. El Gobierno del PP lo que sí ha llevado a cabo es una congelación de la Oferta Pública de Empleo para este año, excepto en colectivos como las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, entre otros. Igualmente, el Gobierno ha limitado al diez por ciento la tasa de reposición de los funcionarios que se jubilan. Ello supone que solo se cubre una de cada diez plazas que quedan libre.

 

Durante este año, el sueldo de los funcionarios ha quedado congelado.


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación