Una mayor autonomía del empleado en la organización del trabajo aumenta la productividad

ZARAGOZA, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

El profesor de la Universidad de Zaragoza, Jesús Clemente, ha elaborado un estudio por encargado del Consejo Económico y Social de Aragón (CESA) que concluye, entre otras cosas, que la mayor autonomía del empleado en la organización de su tiempo de trabajo supone una "mayor intensidad" y mejor productividad para la empresa.

Así lo ha expuesto en rueda de prensa, donde ha presentado el informe 'Organización del trabajo, conciliación y absentismo', en la que ha comparecido junto con la presidenta del CESA, Ángela Abós, y el decano de la Facultad de Ciencias Sociales y del Trabajo de la Universidad de Zaragoza, Miguel Miranda.

La presidenta del CESA, Ángela Abós, ha señalado que la productividad "es la base y la garantía de un crecimiento económico sostenido en el tiempo y de un mayor progreso y bienestar para todos".

Por eso, ha dicho, es una variable económica "que hemos querido abordar desde diferentes perspectivas", proceso que se ha iniciado con este estudio, al que le seguirán otros dos, con la motivación de fondo de "salir de la crisis en las mejores condiciones socioeconómicas posibles".

Según Clemente, "los países con más autonomía en la organización del trabajo son más productivos", si bien ha reconocido que es "difícil" en determinados sectores y empresas lograrla, para agregar que la mayor autonomía no sólo se refiere a la organización del tiempo, sino también a la ordenación de las tareas o al trabajo en equipo.

El profesor ha comentado que España "está muy lejos en la manera en cómo se organiza el trabajo" en Europa, y ha citado a países como Alemania, Holanda y los países nórdicos, respecto a los que ha precisado que la productividad es "mejor en esos países".

Por eso, ha comentado que para mejorar la productividad hay que incidir en "medidas de intensidad", más que de extensión de las horas de trabajo. Jesús Clemente también ha señalado que se va "lentamente" en la implantación de la jornada continua y sobre el absentismo sin motivo justificado ha dicho que la situación de España es similar a la de Europa.

En este ámbito, ha recalcado que Aragón es la tercera Comunidad autónoma donde se produce una mayor ausencia laboral, aunque ha apuntado que, en general, el absentismo sin causa justificada no es muy elevado, de una hora y media o dos de media en España por trabajador y año. Asimismo, ha expuesto que el absentismo es mayor en la industria que en el sector de la construcción o los servicios.

FLEXIBILIDAD

El estudio se refiere a otros aspectos como la flexibilidad horaria y el tipo de contrato o de jornada, factores que pueden ayudar a obtener una mejor conciliación laboral y familiar y una reducción del absentismo.

Al respecto, indica que el conflicto entre trabajo y familia tiene consecuencias negativas para las empresas y se traduce en una menor productividad del trabajador debido a cuadros de estrés e insatisfacción laboral, un mayor absentismo laboral y un menor compromiso con los objetivos de la empresa.

Así, según el estudio, el principal objetivo de las medidas de conciliación es lograr una flexibilidad en la organización de los tiempos de trabajo de modo que pueda hacerse frente a las responsabilidades familiares.

Para el responsable del trabajo, la promoción del trabajo a tiempo parcial puede ser un elemento que ayude a una distribución más igualitaria del tiempo. No obstante, en España, tan sólo el 12,8 por ciento de los trabajadores tiene un contrato a tiempo parcial, en su mayoría mujeres, y el 35 por ciento afirma tener este tipo de contratos porque no ha encontrado uno a tiempo completo.

Las motivaciones para aceptarlo ponen de manifiesto diferencias significativas entre sexos ya que mientras los hombres lo eligen con un objetivo formativo, las mujeres lo aceptan por obligaciones familiares. Un 30,3 por ciento de las féminas alegan tener estas razones frente a un 4,1 por ciento de los hombres.

En cuanto a la división entre jornada continuada y partida, Aragón se sitúa por encima de España en la utilización de la jornada continua.

EQUILIBRIO

El estudio revela que los hombres son los que manifiestan mayores dificultades para compatibilizar el trabajo con las responsabilidades de la familia, ya que, por regla general, son los que mantienen su trabajo a jornada completa, mientras que las mujeres optan por otras alternativas laborales. De hecho, en todos los países del entorno analizados, sin excepción, las mujeres están más satisfechas que los hombres en cuanto al equilibrio entre vida privada y laboral.

También resulta relevante que la valoración del tiempo para la vida personal presenta diferencias entre hombre y mujeres, de forma que mientras que ésta crece en los hombres con la edad, en las mujeres tiene forma de u, es decir, es más negativa en las edades intermedias ya que coincide con los periodos reproductivos y de mayor promoción profesional.

En cuanto al equilibrio entre vida laboral y familiar, los datos recogidos en el estudio revelan que en el norte de Europa es donde los ciudadanos consiguen una mayor armonía, así lo indican más del 87 por ciento de los encuestados de Noruega, Dinamarca y Suiza. Sin embargo, España está justo por debajo de la media europea, con un 23 por ciento de trabajadores que encuentran problemas para organizar su vida privada después del trabajo.

Por último, en el marco de las medidas de conciliación, resalta que en España el 24,2 por ciento de las mujeres y el 23,3 por ciento de los hombres manifiesta que la baja por maternidad y paternidad perjudica su desarrollo profesional, lo que según el estudio "requiere un importante cambio de mentalidad".

MEDIDAS DE CONCILIACIÓN DE ARAGÓN

El informe 'Organización del trabajo, conciliación y absentismo' recuerda que en Aragón en los últimos años se han llevado a cabo una serie de medidas que permiten la conciliación, como el Plan Concilia Aragonés.

Este plan regula una serie de medidas, permiso por paternidad, la adopción o el acogimiento tanto preadoptivo como permanente, entre otras, en el marco de la Ley de conciliación de la vida familiar y laboral para que éstas sean aplicadas al personal trabajador de la Administración Pública de Aragón.

El estudio también menciona los planes de igualdad, como los dirigidos a la mujer del medio rural, "que le permiten disminuir las desigualdades con la mujer urbana" o el Proyecto Mosaico de la Diputación Provincial de Zaragoza.

El estudio 'Organización del trabajo, conciliación y absentismo' es el primero de una serie de tres del CESA agrupados bajo el título genérico de 'Productividad y Empleo'. Así, al presentado este miércoles le seguirán otros dos sobre 'Tipos de jornada y productividad del trabajo' y 'Productividad y crecimiento'.


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación