Más trabajo no es sinónimo de más productividad

Según una reciente investigación de la OCDE, para trabajar mejor, debe hacerse menos horas ya que, cuantas más horas trabajemos, menos productivos seremos. Otro estudio de la Universidad de Stanford apunta también que en el equilibrio está la clave: trabajar más horas no necesariamente aumenta la producción, pero tampoco trabajar una semana muy corta. Estas últimas investigaciones podrían alentar a las empresas a dejar de centrarse tanto en el número de horas que sus empleados están trabajando, y a buscar, en su lugar, la manera de optimizar la productividad.

 


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación