Las empresas siguen recurriendo a los descuelgues salariales

 

Los descuelgues de convenio fueron concebidos en 2012 –en plena crisis- como una medida para las empresas en una situación económica complicada, que consistía en dejar de aplicar el convenio colectivo y dar preferencia a los acuerdos firmados en las empresas, para evitar despidos. Desde entonces, más de 7.000 compañías se han desmarcado de los convenios para modificar las condiciones laborales de 309.537 trabajadores, y la medida sigue empleándose en la actualidad a pesar de la recuperación económica. La mayoría de los trabajadores afectados por las inaplicaciones depositadas hasta abril se concentraron en el sector servicios, un 76,8%, y la mayoría fueron pymes. 

 


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación