El 94% de las firmas evita convenios colectivos para rebajar salarios

Tumbar los acuerdos salariales es el principal objetivo de las empresas que negocian con sus empleados la inaplicación de algún apartado de los convenios colectivos. El 94% de las compañías catalanas que consiguió uno de estos pactos este año lo hizo para modificar los sueldos, según ha denunciado este martes CC OO.

 

Un total de 9.139 trabajadores se vieron perjudicados entre enero y septiembre de 2014 en Cataluña por 220 expedientes de inaplicaciones, según los datos del Registro de convenios y acuerdos colectivos (Regcon). De estos, 206 abrieron la puerta a que se dejara de respetar las cuantías salariales pactadas, una medida que afectó a 7.806 empleados. El sistema de remuneración fue la segunda condición que más se dejó de cumplir: 75 expedientes (34%) y 1.232 trabajadores (14%). Le siguieron las jornadas laborales: 19 expedientes (9%) y 2.125 asalariados (23%).

 

La reforma laboral de 2012 introdujo la posibilidad de dejar de respetar parte de los convenios colectivos cuando hubiese motivos económicos, organizativos, productivos o técnicos que lo justificasen. El secretario de Acción Sindical de CC OO, José Cachinero, ha denunciado que no la ley no previó un control sobre los expedientes de inaplicación, ya que la Administración se limita a recibir los registros sin ni siquiera revisar si cumplen las condiciones de forma: "De los 220 expedientes, 179 se inscribieron sin la fecha de inicio, de final o ambas. Algunos tenían una fecha de inicio muy anterior a la del registro. Por lo menos debería de haber alguien que le diga al trabajador que está firmando un cheque en blanco". Cachinero ha alertado que denunciarán estas irregularidades ante la Inspección de Trabajo si las empresas involucradas no acceden a subsanarlas.

 

El sindicato ha denunciado que ha detectado "infinidad" de irregularidades en los acuerdos de inaplicación y que "habitualmente" se utilizan para realizar modificaciones sustanciales de las condiciones de trabajo. Según CC OO, el motivo es que estas últimas pueden ser recurridas por cualquier empleado ante un Juzgado de lo Social, mientras que los pactos de inaplicación solo se pueden recurrir en casos muy concretos, como cuando ha habido dolo o fraude.

 

El 84% los 2.529.600 asalariados que hay en Cataluña trabaja en el sector privado, según los datos de Idescat. De estos, el 88% depende de uno de los 272 convenios colectivos sectoriales vigentes en la comunidad. La mayoría de estos acuerdos son de ámbito estatal (46%), aunque estos solo afectan al 26% de los trabajadores. En la actualidad, hay 26 convenios en negociación que afectan a 94.719 empleados. Otros 57 acuerdos, de los que dependen 502.713 personas, perderán su validez a finales de año.

 


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación