Resumen de Prensa Semanal

Semana 46

14/11/2011 al 20/11/2011

Ver otras semanas

El 21,2% de las ofertas de trabajo buscan candidatos con Formación Profesional

Expansión, 14/11/2011

El 21,2% de las ofertas de trabajo en España van dirigidas a candidatos con Formación Profesional (FP), lo que supone un ligero descenso respecto al año anterior, cuando este perfil concentraba el 21,3% del total, según Adecco.

 

La oferta de titulados de FP muestra una tendencia creciente a la concentración en favor de las familias profesionales de fabricación mecánica y electricidad y electrónica, concentrando entre ambas ramas casi el 60% de la oferta.

 

También administración (8,67%) es una de las más demandadas, junto con las relacionadas con sanidad, mantenimiento de vehículos, edificación, obra civil e imagen personal, gracias al incremento de las ofertas de empleo que requieren este tipo de titulados.

 

Por comunidades autónomas, Cataluña, País Vasco y Madrid aglutinan casi la mitad de la oferta de empleo para titulados en FP (45,95%). Aunque Cataluña es la región que más ofertas de empleo de este tipo ha generado, con un 16%.

 

Por el contrario, Extremadura (1,28%) y La Rioja (1,2%) son las regiones con menor número de ofertas para estos perfiles.

 

Respecto a los puestos laborales que requieren este tipo de formación, el de técnico de mantenimiento es el más demandado, con un 19,17% de las ofertas, seguido del de administrativo (7,97%), el de comercial (7,68%) y el de operario especializado (6,6%).

 

Además, por áreas, la producción encabeza la distribución de la oferta de empleo al reunir el 66,01%, a gran distancia de los servicios generales (9,14%), y la informática (5,70%).

 

El estudio también registra un importante incremento de las ofertas de FP dirigidas a empleados, que alcanzan el 57,45%, frente a una caída de las ofertas dirigidas a mandos, dirección y técnicos.

 

Asimismo, destaca el 35,61% de la oferta destinada a perfiles con una experiencia de entre dos y cinco años, a la vez que se han duplicado las ofertas que demandan candidatos con más de cinco años de experiencia.

Unas 350.000 viudas cobrarán más a partir de enero del 2012

El Periódico, 15/11/2011

La aplicación paulatina de la reforma de las pensiones comenzará el próximo enero. Además de iniciar el incremento de la edad de jubilación, tendrá un efecto positivo para uno de los colectivos más pobres de la Seguridad Social. Alrededor de 350.000 perceptores de pensiones de viudedad cobrarán algo más a partir de enero gracias a una de las mejoras introducidas en el sistema público, según los cálculos de beneficiarios potenciales que ha realizado el Gobierno.

 

El Ministerio de Trabajo ha llevado a cabo en los últimos meses un cruce de datos entre los titulares de pensiones de viudedad, la Agencia Tributaria y las haciendas forales para determinar quién cumple con los requisitos para que se le aplique la mejora acordada. La cifra inicial es de 346.932 personas con más de 65 años y que no superan el límite de renta fijado al no cobrar el complemento a mínimos, aunque el número se incrementará probablemente hasta los 390.000 beneficiarios en el momento de aplicación efectiva del cambio, según indicaron fuentes del Ministerio de Trabajo.

 

La mejora consiste en un incremento de la pensión a través de un aumento del porcentaje de la base reguladora que se tiene en cuenta, que pasará del 52% actual al 60%. El incremento se producirá de forma progresiva a un ritmo de un punto por año, con lo que la reforma de la prestación de viudedad culminará en el 2020.

 

La pensión media de viudedad era en octubre pasado de 587 euros, que es fruto de aplicar el 52% a una base reguladora de cotización de 1.128 euros. A partir de enero, cuando se calcule la pensión con el 53% de la cotización, empezará a cobrar 10 euros más, hasta 597 euros. Al final del periodo transitorio, en el 2020, la viudedad percibirá 677 euros, es decir, casi 90 euros más al mes respecto a la situación actual.

 

Aunque el porcentaje de mejora será igual para todos los beneficiarios, equivalente al 15,3%, en términos absolutos los pensionistas que saldrán mejor parados son los del País Vasco, que pasarán de cobrar 695 euros en el 2011 a 801 en el 2020. En el caso de Catalunya, la mejora será muy similar a la media al pasar de 589 euros de pensión media ahora a 679 en el 2020.

 

Estudio Conjunto

 

En total, la Seguridad Social y Hacienda han cruzado datos de más de un millón de perceptores de la pensión de viudedad que por la edad se pueden acoger a la modificación. De ellos, 413.974 carecen de complemento a mínimos y, descontando los que superan el límite de ingresos, quedan los 346.932 beneficiarios, según los datos del estudio llevado a cabo por los ministerios de Trabajo y Hacienda.

 

Esta mejora es el resultado de la negociación mantenida entre el PSOE y los partidos de la oposición durante la tramitación parlamentaria de la reforma de las pensiones. En este punto, CiU pedía inicialmente un incremento mayor de la base de cálculo hasta el 70% de la cotización del cónyuge, aunque finalmente quedó establecido en un 60% en una enmienda transaccional pactada con el PSOE.

 

El Gobierno argumentó que la propuesta de CiU tenía un coste inasumible que podía rondar los 5.000 millones cuando estuviera plenamente implantada la mejora. Con el aumento de la base de cálculo hasta el 60%, la Seguridad Social tendrá que hacer frente a un coste «mucho menor», según destacaron fuentes de Trabajo.

El número de empresas creadas aumenta un 10,4% en un año y los cierres, un 12,6%

Expansión, 17/11/2011

En septiembre se crearon 5.749 sociedades mercantiles, un 10,4% más que en el mismo mes del año anterior. Las sociedades mercantiles disueltas se incrementan un 12,6% en tasa interanual.

 

El número de nuevas sociedades mercantiles aumentó un 10,4% en septiembre respecto al mismo mes del año anterior, hasta un total de 5.749 nuevas empresas, un 8,3% más que en agosto, según los datos provisionales de la Estadística de Sociedades Mercantiles difundidos este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Con este repunte, el número de sociedades mercantiles de nueva creación aumenta por segundo mes consecutivo tras el incremento interanual del 9,4% registrado en agosto.

 

En septiembre se disolvieron 1.222 sociedades, un 12,6% más que en septiembre de 2010. De ellas, el 69,4% se disolvieron voluntariamente; el 15,4%, por fusión, y el 15,2% restante, por otras causas.

 

Para la constitución de las sociedades creadas en el noveno mes del año se suscribieron más de 2.823 millones de euros, tres veces más que en el mismo mes de 2010, mientras que el capital medio desembolsado registró un incremento interanual del 173,6%, hasta los 491.141 euros.

 

El capital suscrito para la constitución de nuevas empresas superó en este mes los 2.823 millones de euros, lo que supone un ascenso del 202,0%. El pasado mes de septiembre, un total de 2.457 sociedades mercantiles ampliaron capital, un 13,7% más que en el mismo mes de 2010, y el capital desembolsado para realizar estas operaciones superó los 5.222 millones de euros, con un incremento interanual del 126,3%. El capital medio suscrito en las ampliaciones de capital se situó en 2,1 millones de euros, el doble que en septiembre del año pasado.

 

La inmensa mayoría, S.l.

 

Según el tipo de sociedad, de las 5.749 sociedades mercantiles creadas, el 98,9% fueron limitadas y el 1%, anónimas, mientras que de las 2.457 sociedades que ampliaron capital el 91,7% fueron limitadas y el 8,3%, anónimas. Asimismo, el 13,7% del capital registrado por las sociedades mercantiles creadas fue suscrito por sociedades limitadas y el 86,3% por anónimas.

 

Respecto al capital suscrito en ampliaciones de capital, el 48,6% correspondió a sociedades limitadas y el 51,4% a sociedades anónimas

Las horas extras aumentan mientras se hunde el empleo

El Periódico, 17/11/2011

 

Los españoles que trabajan lo hacen cada vez en un mayor número de horas al tiempo que persiste la destrucción de empleo. Los datos de la Contabilidad Nacional que ayer difundió el Instituto Nacional de Estadística (INE) revelan que en el tercer trimestre se destruyeron 172.500 empleos respecto al segundo trimestre, al tiempo que el número de horas trabajadas aumentó en 21.779.

 

 «Los empresarios, en vez de contratar nueva mano de obra, utilizan con mayor intensidad los trabajadores existentes a través de horas extraordinarias o de incrementos en el uso del tiempo parcial», afirmó ayer el secretario de Estado de Economía, José Manuel Campa. «Esto sin lugar a duda muestra que nuestra regulación laboral actual todavía no es capaz de realizar una reasignación correcta del empleo», añadió, subrayando que no favorece la contratación.

 

Estancamiento

 

El INE confirmó ayer que el PIB se mantuvo estancado en el tercer trimestre respecto al segundo (0,0%), de modo que el crecimiento anual, sobre el tercer trimestre del 2010, se mantuvo en el 0,8%.

 

Por primera vez, un representante del Gobierno admitió ayer que el crecimiento del conjunto del año se situará en el entorno del 0,8%, medio punto por debajo de la previsión oficial del 1,3%, según dijo ayer Campa, en línea con el consenso que comparten expertos y organismos internacionales.

 

Tal reconocimiento, a cuatro días de las elecciones generales, llevaron al candidato del PP, Mariano Rajoy, a destacar que el incumplimiento del 1,3% se traducirá en «menores ingresos» para el Estado, «menos empleo» y «mayores dificultades» para el futuro.

 

Campa insistió en que el objetivo del Gobierno de reducir el déficit al 6% este año es «irrenunciable y prioritario » y dijo que la los datos disponibles, incluídos los de las autonomías, «van en esa dirección».

 

Los datos del INE confirman que el estancamiento del PIB en el tercer trimestre se debió, sobre todo, a los ajustes en el gasto público, a la construcción y al empeoramiento del entorno internacional.

 

El gasto público cayó el 2,3% y la inversión en construcción retrocedió el 7,4% como consecuencia, sobre todo, de la menor obra pública.

 

Además la debilidad de la zona euro ha llevado a un menor crecimiento de las exportaciones (el 8%). Con todo, el sector exterior se confirma como el motor de la economía. Su aportación positiva de 2 puntos al PIB permitió contrarrestar la contribución negativa de 1,2 puntos de la demanda interior.

 

El consumo privado volvió a tasas positivas, con un alza anual del 2,4% a costa del ahorro de las familias, según el INE, ya que las rentas salariales han caído el 1,2%. La inversión en bienes de equipo creció el 2,4% un dato que, según el INE, conecta con el repunte de la industria manufacturera, del 3,8%.

Las empresas prevén subir los sueldos un 2,5% en 2012

Expansión, 17/11/2011

Las compañías españolas aumentarán el salario a sus empleados por encima del IPC previsto y enmayor proporción que en los últimos tres años.

 

Las empresas españolas son optimistas a la hora de plantear sus políticas retributivas para el próximo año. En 2011, hanincrementadolos salarios un2,5%, prácticamente el doble que el año pasado. Para el próximo ejercicio, prevén mantener esta tendencia alcista, revisando los salarios un 2,52%,por encima del alza del IPC previsto, según se desprende del último Estudio de Retribución Nacional elaborado por Deloitte.

 

Aunasí,los incrementos salariales en España “están todavía por debajo de la media europea, que se sitúa en el 3,7%”, según ha señalado María de laCalle, gerente de Human Capital de Deloitte.

 

Mandos intermedios y puestos técnicos son los que aglutinan las mayores subidas, dehastael2,6%,mientras que los puestos administrativos son los peor parados, por debajo del 2,4%. En la media del 2,5% se sitúa la alta dirección y los puestos ejecutivos.

 

Por sectores, los mayores incrementos de este ejercicio se han visto en el sector sanitario, con casi un 3%, mientrasquelaconstrucciónharegistradounacaídadel1,4%.

 

El 15%del tejido empresarial español ha congelado el salario este año, tendencia que sólo seguirá el 10% en 2012. Siete de cada diez empresas que no subieron el salario durante este ejercicio operan en el mercado de las telecomunicaciones y en el sector financiero.

 

Resultados

 

Según los datos de Deloitte, el problema que presentan las políticas retributivas es que el 61% de las compañías no vincula sus revisiones a la productividad, sino al IPC. La lectura positiva es que, para 2012, haaumentadoel interés por ligar la productividad a las subidas salariales. Grandes compañías, como Repsol, Iberdrola oTelefónica,ya han dado pasos en este sentido, pero su ejemplo no cunde entre las firmas más pequeñas: más de la mitad de las empresas españolas seguirá sin tenerlo en cuenta en sus revisiones el próximo año.

 

La moderación salarial durante la crisis se ha compensado con un incremento de los beneficios sociales, que ya ofrecen el 94% de las compañías, y los planes de retribución flexible. El coche de empresa pierde fuerza a favor del seguro médico y el de vida.

Los contratos a tiempo parcial no deseados pasan del 33% al 54%

,

El 54% de los 2,4 millones de trabajadores que tienen un empleo con jornada parcial en España lo tienen de forma involuntaria, porque no encontraron uno con horario completo. Este porcentaje ha aumentado considerablemente con la crisis, ya que las jornadas parciales forzosas suponían solo el 33% a mediados de 2008.

Mes tras mes se conocen datos estadísticos que muestran la destrucción de miles de empleos. Sin embargo, no se habla tanto de otro desastre que también se está viviendo en el mercado laboral: el constante empeoramiento de la calidad de los puestos de trabajo que sobreviven.

 

El detalle de la última encuesta de población activa (EPA) correspondiente al tercer trimestre del año, que elabora el Instituto Nacional de Estadística (INE), desvela que aumentan considerablemente los trabajadores que aceptan un empleo a jornada parcial porque no encontraron uno con jornada completa.

 

En concreto, aquellos que trabajan menos horas de forma involuntaria suponen ya más de la mitad de todos los que tienen un contrato parcial (el 54%); mientras que a principios de 2008, justo antes del inicio de la crisis, las medias jornadas forzosas solo afectaban a uno de cada tres trabajadores con este tipo de empleo (33%).

 

Es más, de todos los motivos dados por los asalariados para trabajar a jornada parcial, el "no haber podido encontrar un trabajo a jornada completa" es el más común de todos y quedan muy lejos otras causas como la de "cuidar a niños o mayores discapacitados, así como otras obligaciones familiares" (19%); o por seguir cursos de enseñanza o formación (5%).

 

Estos últimos también se han visto afectados por la crisis al reducirse a la mitad (suponían el 11% en 2008). Estos datos muestran que en España la cultura del empleo a tiempo parcial sigue sin calar, entre otras cosas porque la mayoría de los afectados lo vive como una imposición. De hecho, el Gobierno, obviando que ya son mayoría los que escogen estas jornadas de forma forzosa y siguiendo los consejos de la Organización Internacional del Trabajo y de Bruselas, aprobó el pasado mes de febrero incentivos a los contratos parciales, estableciendo importantes bonificaciones en sus cotizaciones a la Seguridad Social.

 

Sin embargo, ni siquiera estas ayudas a los empresarios han logrado un mayor uso de este tipo de contratos que utilizan el 16% de los asalariados españoles, exactamente el mismo porcentaje que lo usaba antes de los incentivos de febrero.

 

Además, los datos oficiales muestran otra patología en el uso de estos puestos de trabajo con jornadas inferiores a la habitual: su fortísima feminización. La foto fija del tercer trimestre de este año refleja cómo del casi medio millón de trabajadores que trabajaba a jornada parcial para cuidar a niños, mayores o discapacitados, nada menos que el 96% eran mujeres.

 

Lo que ofrece el empresario

 

Este último dato podría atribuirse, en cierto modo, a la voluntad de las familias afectadas que escogen que sea la mujer la que cuide al familiar que lo necesita. Pero hay otro que ya no tiene la misma justificación: igualmente, de todos los trabajadores que tienen un horario inferior de forma forzosa, porque no encontraron uno a jornada completa, el 72% también eran mujeres. Esto demuestra que los empresarios priman a los hombres para los puestos con horarios de todo el día.

 

En cuanto a las actividades que más utilizan este empleo, son también los de menor valor añadido. Es el caso de las empleadas de hogar (casi la mitad trabajan media jornada), los empleos administrativos (27%) y los sectores de ocio (24%) y hostelería (21%).

 

Las cifras

 

16% de los asalariados tiene un contrato con jornada a tiempo parcial.

 

9 de cada 10 jornadas parciales por cuidado de familiares las hacen mujeres.

 

20% de los casi cuatro millones de contratos temporales se registran en el sector público.

 

Más contratos con menos de tres meses de duración

 

Otro de los más claros ejemplos del deterioro que está sufriendo la calidad del trabajo existente es la cada vez menor duración de los contratos temporales. Si el ya tradicional abuso de la contratación temporal en el mercado español es una muestra de la mala salud del empleo, los últimos datos de la EPA añaden más leña a este fuego.

 

Se supone que también por efecto de la crisis, han aumentado sustancialmente los contratos que duran menos de tres meses. Así, a mediados de 2008 estos suponían el 13% del total de la contratación eventual, mientras que en la actualidad tienen ya un peso del 21%. Esto es, uno de cada cinco contratos temporales ya dura menos de tres meses.

 

Algo menos han aumentado los de duración inferior a seis meses que antes de la crisis eran el 31% y en la actualidad representan el 34%.

 

En cuestión de género, a diferencia del empleo a tiempo parcial, estos contratos temporales de corta duración afectan prácticamente por igual a hombres y mujeres.

 

Según estos datos, con una presencia mucho menor, también han crecido los contratos de menos de un mes de duración (del 1,9% antes de la crisis al 3,3% actual).

 

Otro sector que ha visto cómo aumentaba exponencialmente su porcentaje de trabajadores temporales en los últimos años es el de las Administraciones públicas. Si en el segundo trimestre de 2008, antes del estallido de la crisis, el sector público en su conjunto tenía el 15% de todos los contratos temporales, en la actualidad ese porcentaje se eleva al 20% del total de los contratados de forma eventual. Si bien la duración de estos contratos es muy similar a la del sector privado.

Ver otras semanas