El empleo recupera el vigor y crece un 2,5% pese al ajuste en hostelería

En noviembre pasado la Seguridad Social ganó cotizantes por primera vez en toda la crisis. En concreto, contabilizó 5.232 afiliados más que en octubre, con lo que el número total de cotizantes roza ya los 16,7 millones, según las cifras facilitadas hoy por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

 

Pero los datos que muestran mejor la recuperación, aún leve pero constante del mercado laboral son, por un lado, las cifras corregidas de variaciones del calendario, que tienen en cuenta la diferencia de días hábiles de cada mes; y, por otro, el ritmo anual de crecimiento de afiliados.

 

Según estos dos indicadores, la Seguridad Social ganó 95.040 cotizantes en noviembre respecto al mes anterior, con las cifras corregidas. De esta forma, suma 15 meses de crecimiento de la afiliación desestacionalizada. Mientras que en términos anuales, se crearon 402.209 empleos, con lo que el sistema ya avanza a un ritmo del 2,47%. Se trata la primera vez desde 2007 que la Seguridad Social crece en términos interanuales en noviembre y lo hace a un ritmo similar al año anterior al inicio de la crisis.

 

De esta forma, la recuperación del mercado laboral recobró el mes pasado el vigor que había perdido en octubre, cuando se desaceleró la ganancia anual de cotizantes. Es más, por segundo mes consecutivo desde que se inició la crisis, los cuatro grandes sectores de la economía tienen más gente trabajando que hace un año. Y el sector de la construcción volvió a superar el millón de cotizantes, algo que no ocurría desde julio de 2013, hace casi año y medio.

 

Sin embargo, esta creación de empleo no se repartió por igual en todas las actividades. Así, en noviembre la hostelería sufrió una fuerte destrucción de empleo, contabilizando 82.090 cotizantes menos por el cierre final de la temporada turística. Aunque este recorte se vio compensado por el aumento del empleo en el resto de actividades en noviembre, fundamentalmente, 24.568 puestos de trabajo en el sector de la educación; 20.569 afiliados más en la Administración Pública y 16.000 en el comercio, así como 10.738 en la construcción.

 

Contratación

No obstante, si se compara con el mes de noviembre del año pasado, todas las actividades de la economía tienen más trabajadores que hace un año, salvo el sector financiero y de seguros que es el único en negativo desde hace meses, ya que ha destruido casi 10.100 puestos en los últimos doce meses.

 

Es más, la hostelería, pese al bache de noviembre registra un crecimiento de la ocupación anual del 5,4%; aunque las actividades inmobiliarias son el sector más pujante en empleo, con un 8% de cotizantes más que hace un año.

 

Por su parte, los datos del desempleo registrado también conocidos ayer, reflejan igualmente lo que el secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, definió como un “cambio drástico” a mejor en las cifras del mercado laboral. Así, en noviembre el número de parados inscritos en las oficinas públicas de empleo bajó en 14.688 personas, dejando el número total de desempleados en 4,51 millones.

 

Esto supuso multiplicar casi por seis la bajada del desempleo de noviembre de hace un año. Además, los datos corregidos de variaciones del calendario reflejaron una disminución aún más intensa del desempleo, de 51.308 solo en el mes pasado.

 

En línea con lo ocurrido con la afiliación a la Seguridad Social, el desempleo bajó en todos los sectores de la economía, salvo en los servicios, donde se contabilizaron 8.940 parados más en noviembre respecto a octubre por el fuerte ajuste de plantillas en el sector de la hostelería. Pero de lo que se mostraron ayer más entusiasmados los responsables gubernamentales fue del crecimiento de la contratación indefinida, que avanzó un 10% en términos acumulados en lo que va de año, y un 25% si se compara con noviembre de hace un año.

 

Si bien se hicieron un 21% de contratos fijos menos que en octubre. Y su peso sobre el total de la contratación no termina de despegar, representando el 8,5% de todos los contratos firmados el mes pasado. Los temporales cayeron en igual medida el mes pasado (un 18%) y se incrementaron un 10% en términos interanuales.

 

Dicho todo esto, una de las sombras de estos datos, en general, mejores que los anteriores, es el carácter exclusivamente masculino de los nuevos empleos. De hecho, todos los nuevos puestos de trabajo registrados en la Seguridad Social durante el mes de noviembre fueron ocupados por hombres, con un saldo neto de 7.165 ocupados masculinos más y 1.935 afiliadas menos. Y lo mismo ocurrió con los datos del paro registrado, ya que se contabilizaron 16.017 parados menos y 1.329 paradas más.

 


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación