La tarifa plana de cotización ha supuesto un importante ahorro para los trabajadores autónomos

 

Los primeros seis meses de alta, un nuevo autónomo tiene derecho a una cuota por contingencias comunes de 50 euros -siempre que se cumplan los requisitos establecidos para acogerse a esta reducción del 80% de la cuota y que se opte por la base mínima de cotización-, por lo que se ahorra 216,14 euros. Si se opta por una base superior, la reducción es de 212,91 euros, mientras que entre el séptimo y el duodécimo mes el beneficio asciende a 133,07 euros, ya que la reducción es del 50%. El impacto de la medida ha sido progresivo, con un ahorro para los autónomos de casi 84 millones de euros en 2013, de 430,57 millones en 2014 y de 513,34 millones en 2015.

 


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación