Los ocupados que quieren trabajar más horas se duplican en la crisis

En España hay actualmente 2,4 millones de ocupados, que trabajan en jornadas inferiores a la ordinaria y a los que les gustaría trabajar más horas de las que trabajan. A este colectivo se les denomina estadísticamente subempleados.

 

Según esta definición, que manejan quienes elaboran la Encuesta de Población Activa (EPA), este grupo de trabajadores ha duplicado su peso durante la crisis, ya que representaban el 7% a principios de 2008 y ahora son el 14% de quienes tienen un puesto de trabajo.

 

¿Cuál es el perfil de estos trabajadores? Seis de cada diez son mujeres y en términos absolutos más de la mitad se concentran en los tramos medios de la vida laboral, entre los 25 y los 44 años. Si bien, si se tiene en cuenta el peso de este colectivo, la mayor concentración se da en los ocupados de entre 16 y 24 años, donde uno de cada cuatro jóvenes que trabajan en jornadas inferiores a la ordinaria le gustaría hacerlo un mayor número de horas. Asimismo el 73% de todos los subempleados trabajan en el sector servicios.

 

Según explica el catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Autónoma de Barcelona, Josep Oliver, en su último Índice Laboral, “la subocupación está contribuyendo a la moderación de la caída del empleo” en los últimos trimestres. Así, destaca que este tipo de trabajadores se ha mantenido prácticamente estable en el último año, frente a una caída del empleo neto (total menos subocupación) del 3,5%. “En el conjunto de la crisis, el subempleo emerge como una de las figuras ocupacionales que más se ha expandido, con un aumento del 72,5% (de los 1,4 a los 2,4 millones de trabajadores)".

 

Durante estos años, Oliver calcula que el empleo neto (total menos subocupación) ha caído un 24,7% entre finales del tercer trimestre de 2007 y el tercero de 2013 (de los 19,1 a los 14,4 millones), mientras que el peso del subempleo se ha doblado, del 7% al 14% citado.

 

Más jornadas parciales

Todo esto está directamente relacionado con el aumento del protagonismo del empleo a tiempo parcial. En el primer trimestre de 2008 había en España 2,4 millones de trabajadores a parcial, que suponían el 12% del total de ocupados. En la actualidad, los últimos datos indican que en el mercado laboral el 16% de los ocupados tienen jornadas inferiores a la ordinaria (2,73 millones de trabajadores).

 

Junto a este aumento de cuatro puntos porcentuales tras varios años representando alrededor del 10% de la ocupación, también se ha producido una ligera masculinización de este tipo de empleo. Así antes de la crisis, ocho de cada diez trabajadores a tiempo parcial eran mujer. Y este ratio ha descendido a siete de cada diez en la actualidad.

 

Pero si solo se tienen en cuenta los asalariados, la tasa de parcialidad actual entre ellos es aún mayor, del 21% frente al 11% de los autónomos (con o sin asalariados).

 

Por otro lado, si se toma el número de ocupados a tiempo parcial (2,7 millones) y se pone en relación con el subempleo (2,4 millones) se observa que a casi todos los trabajadores con jornadas reducidas les gustaría trabajar más horas.

 


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación