Rajoy admite que el paro subirá más en 2012

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha admitido hoy que la situación respecto al desempleo, con una tasa de 22,9% de la población activa, es "crítica" y, aunque "no puede ser más grave", todavía empeorará en 2012, ha dicho. "Es difícil pensar en un punto de partida peor para una legislatura", ha recalcado Rajoy en una comparecencia ante el Congreso de los Diputados para presentar los resultados del Consejo Europeo del pasado día 30 en Bruselas.

 

Rajoy aseguró hoy en su comparecencia ante el Congreso de los Diputados que hay que mejorar en flexibilidad, movilidad y "adaptación a las circunstancias económicas" porque continúan las malas perspectivas para el empleo. El presidente admitió que la situación es "crítica" y seguirá empeorando este año, por lo que aseguró que habrá "reformas continuadas" a lo largo de la legislatura. Confirmó que el próximo viernes el Gobierno aprobará la reforma laboral.

 

Tal y como dijo haber trasladado al Consejo Europeo, "sin reformas no habrá recuperación ni empleo", y precisamente "revertir la situación" y volver al crecimiento económico y crear empleo son los objetivos preferentes del Gobierno, afirmó.

 

Rajoy explicó a los diputados las decisiones adoptadas en su primera cumbre europea, como la elaboración de planes nacionales de creación de empleo, con especial énfasis en el juvenil. También es previsible que en el debate salga a colación el calendario comprometido con Europa para reducir el déficit público. "Lo más urgente es reducir el déficit público", recalcó Rajoy, para quien "no había otra opción" que "recortar de raíz la crisis de credibilidad" con las primeras medidas de recorte aprobadas.

 

Rajoy aseguró que no había planteado en la cumbre ninguna flexibilización de los objetivos de déficit y que ningún otro socio había sacado el asunto a colación, aunque días atrás el Gobierno confiaba en que cuanto antes se abordara una actualización de las previsiones económicas comunitarias para trabajar con cifras realistas.

 

El jefe del Ejecutivo dijo que "España tiene que exigirse a sí misma un mayor esfuerzo" y que la consolidación fiscal por sí sola no sacará al país de la crisis. En este sentido, opinó que "la consolidación fiscal es necesaria, pero no suficiente" y reiteró que hace falta una política global que impulse la recuperación de las pymes y las empresas, de la mano de las cuales llegará la recuperación.

 

Sesión de control

Finalizado el debate sobre el Consejo Europeo, comenzará la primera sesión de control de la legislatura, con el primer 'cara a cara' entre Rajoy como jefe del Gobierno, y Rubalcaba, en su calidad de recién nombrado secretario general socialista y jefe de la oposición. "¿Considera el presidente que tiene un plan de Gobierno a la altura de las necesidades de España?", es la pregunta que hará Rubalcaba al jefe del Ejecutivo.

 

A esta cuestión se suman las otras dos que tendrá que responder Rajoy, puramente económicas: el portavoz de CiU, Josep Antoni Duran Lleida, se interesará por el IVA de las empresas exportadoras y el de IU, José Luis Centella, le preguntará qué le hace pensar que la reforma laboral que prepara merece una huelga general.

 

Tras Rajoy, atenderá las preguntas de la oposición la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría. En este caso, será el todavía portavoz del grupo socialista, José Antonio Alonso, quien formule la pregunta a la "número dos" del Gobierno, porque su sustituta, Soraya Rodríguez, no será confirmada hasta la próxima semana.


Comentarios

Deja tu comentario:



Normas de participación