Alimentación saludable, empresa productiva

Print Friendly, PDF & Email

 

Somos lo que comemos. Una sencilla frase que expresa, en pocas palabras, como una alimentación saludable resulta clave para la mejora de nuestro estado de salud y rendimiento laboral, tanto físico como intelectual.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), una buena nutrición consiste en mantener una dieta suficiente y equilibrada combinada con la práctica regular de ejercicio físico. Sin embargo, una mala nutrición puede llegar a reducir la inmunidad, aumentar la vulnerabilidad a las enfermedades, alterar el desarrollo físico y mental, y reducir, en consecuencia, la productividad.

Lo cierto es que cada vez pasamos más tiempo fuera de casa, por lo que comer fuera del trabajo o en tupper se ha vuelto uno de los hábitos más comunes en nuestra rutina diaria. Las prisas y la falta de tiempo actúan como enemigos indiscutibles de una alimentación saludable. La ansiedad, la dificultad de adquirir alimentos saludables, el estrés o las preferencias alimentarias inadecuadas son algunos de los factores que imposibilitan una correcta alimentación en el trabajo.

 
Alimentación saludable: trabajadores sanos y felices

 

Ante esta realidad, muchas empresas se han dado cuenta que la calidad de vida de sus empleados repercute también en su rendimiento, convirtiendo la gestión de la salud en un imperativo para ser rentables, competitivas y mantener personas saludables y con talento en su equipo. En vista de esto, se comprometen a cambiar comportamientos y buscar la motivación de sus empleados, promoviendo hábitos saludables para tener a sus trabajadores sanos y felices.

Desde Egarsat, queremos concienciar tanto a los trabajadores como a las empresas sobre la importancia que tiene llevar a cabo una alimentación saludable en el ámbito laboral. Una acción que debe ser concebida como un cambio cultural basada en crear nuevos y mejores hábitos de alimentación. Más allá de lo que haga el propio trabajador para mantenerse sano, cada vez son más las empresas que apuestan por implementar programas y medidas de alimentación saludables para sus equipos, que acaban traduciéndose en múltiples beneficios.

 
Medidas para la promoción de la alimentación saludable en el ámbito laboral
comedorempresa
 
Espacio confortable y limpio a disposición de los trabajadores para comer o hacer un descanso

 

La inversión en instalaciones y en una oferta de menús adaptada a los gustos y la economía de los empleados, permite que el trabajador no tenga que hacer desplazamientos innecesarios y logre recuperar la energía durante la comida. La solución más frecuente por la que optan las empresas es un comedor de empresa y/o los denominados tickets restaurantes. Asimismo, poner a disposición de los empleados una nevera y microondas, permite que éstos puedan calentar su comida, promoviendo el consumo de alimentos variados.

 
Fruta fresca de temporada

 

Ofrecer fruta fresca en el trabajo resulta una buena opción, ya que presenta un alto contenido de vitaminas, minerales y agua que dota al cuerpo de energía y protege al organismo de la deshidratación. Además resulta fácil de comer y motiva a que los trabajadores adopten un estilo de vida saludable. Es importante resaltar como ingerir fruta mejora el estado de ánimo, reduce el estado de estrés y aumenta la capacidad de concentración. De igual modo, diversos estudios afirman que tener fruta en el trabajo tiene numerosos efectos positivos sobre el ambiente de trabajo y la reducción del absentismo y bajas laborales.

 
Snacks saludables

 

Cuando usamos el término “snack” a muchos nos viene a la cabeza productos poco saludables. Sin embargo, es recomendable reducir, al máximo posible, el acceso a este tipo de productos y substituirlos por alimentos más saludables. Las nueces, las semillas de calabaza, los cacahuetes naturales, los arándanos o las pasas son una buena alternativa. También existe la posibilidad de solicitar a la compañía de máquinas expendedoras que agregue alimentos saludables en ellas.

Agua gratuita

 

Facilitar a los trabajadores botellas o dispensadores de agua ofrece la garantía y la seguridad de que los empleados se hidraten de forma saludable y frecuente a lo largo de la jornada laboral. Mantener una hidratación adecuada y constante a lo largo de la jornada laboral es muy importante, ya que la pérdida de agua en nuestro organismo se produce de forma constante. Si estamos inmersos en nuestro trabajo, solo bebemos de forma intermitente o muy esporádica, pero debemos recordar que siempre hay que tratar de estar bien hidratado porque nuestro organismo lo necesita.

vasoagua
Talleres y charlas nutricionales

 

Los talleres y charlas nutricionales proporcionan a los empleados las claves necesarias para hacer que sus menús diarios se conviertan en una tarea sencilla, equilibrada y saludable. Las propuestas más innovadoras son los talleres de alimentación saludable, de batchcooking (cocinar para la oficina) o alguno que consista en desvelar los secretos del supermercado y la logística a la hora de realizar la compra. El especialista en nutrición se encarga de transmitir a los empleados la manera más adecuada para que puedan organizar sus menús diarios, proporcionando una tabla de alimentos o un plan para que sigan una serie de hábitos nutricionales saludables. De igual modo, la empresa puede ofrecer información sobre hábitos nutricionales saludables a través de correo electrónico, tablón de anuncios, formación online, intranet, etc.

Estudios nutricionales con recomendaciones personalizadas

 

Proporcionan a cada persona las pautas de alimentación que se adapten a sus necesidades y gustos para que aprendan a alimentarse adecuadamente. En primer lugar, se evalúa el estado nutricional del empleado. Posteriormente, se lleva a cabo el seguimiento personalizado de su estado nutricional, que sirve de apoyo para resolver cualquier tipo de duda sobre alimentación y comprobar las mejoras obtenidas. Al finalizar el programa, se entrega a los empleados un informe personal con las mejoras obtenidas y una recomendación nutricional personalizada.

gazpachotaza
 
Compartir recetas saludables con los empleados

 

Favorecen la sensibilización de los empleados en cuanto al impacto que la alimentación tiene en nuestro estado de salud y rendimiento laboral, ofreciéndoles las herramientas necesarias para que puedan cuidar de su alimentación de manera autónoma. Hay muchas maneras de compartir recetas con los empleados, ya sea creando un libro de cocina con recetas bajas en grasa o pedir a los empleados que compartan sus recetas favoritas.

 
Concursos de recetas y creatividad gastronómica

 

Sirven para fomentar la alimentación saludable, pero también para motivar, unir o simplemente premiar con una sesión original al equipo de trabajo. Para conseguir buenos resultados, normalmente se simula la actividad de un restaurante, desde la compra o selección de ingredientes, hasta el servicio de las mesas, pasando por el diseño de un menú o la elaboración de las recetas, aunque no se tengan conocimientos previos de cocina. Al finalizar, se puede elegir la mejor receta, premiando al empleado cuya propuesta resulta más saludable y creativa.

 
Inclusión de huertos urbanos

 

La inclusión de pequeños huertos urbanos en los espacios de trabajo permite que los trabajadores puedan plantar y cuidar las verduras que quieran. Se trata de una medida innovadora que trae consigo numerosos beneficios. Más allá de la sostenibilidad y la calidad de los alimentos que los empleados se llevan a casa, también entran en juego aspectos como el ambiente que se vive en la oficina, el trabajo en equipo y por proyectos, o la capacidad de gestión y liderazgo. La salud y calidad alimentaria es uno de los factores principales, pero no podemos olvidarnos de la otra vertiente, que es mejorar las relaciones entre trabajadores e incentivar una forma diferente el trabajo en equipo.

La alimentación laboral ha alcanzado cada vez mayor importancia debido a sus efectos en la calidad de vida de los trabajadores y su productividad, porque alimentación y nutrición están fuertemente ligadas al correcto funcionamiento del organismo.

Si te ha gustado la lectura, te recomendamos los siguientes artículos relacionados: